Dieta Paleo (y Sin Trigo): Cuerpos Formidables y No a las Enfermedades Mentales


Read article by Ari LeVaux from Alternet here

Una entera subcultura está buscando en el pasado muy muy distante alimentos más saludables.

El advenimiento de la agricultura marcó la transición de la edad Paleolítica a la edad Neolítica y cambió la civilización a gran velocidad. En un lapso relativamente corto, los humanos realizamos cambios drásticos en los estilos de vida, pero el genoma no tuvo tiempo de ajustarse a los mismos. “No tenemos evidencia que el modelo de nuestro cerebro ni de nuestros cuerpos ha cambiado en los pasados 100,000 años” escribió el biólogo evolucionista Stephen Jay Gould. El resultado, es la desconexión entre la vida moderna y cuerpos obsoletos que pueden causar problemas, dicen los miembros del movimiento de salud ancestral, conocidos como “Paleos”, que incluye investigadores, médicos, corredores sin zapatos, trepadores de árboles, y hasta empleados corporativos, todos en busca de respuestas a las incógnitas de la vida en un marco ancestral y evolucionario. El aspecto culinario de este movimiento se ha puesto de moda en años recientes, gracias a un número de libros que han demostrado la eficiencia de la dieta paleolítica en perder peso, aun acomodando el tocino y el helado que provocarían al Dr. Atkins en la tumba.

“Comer al estilo Paleo se basa en los alimentos de nuestros ancestros, sin ser absoluta” dijo la bloguera Jamie Scott via e-mail desde Nueva Zelandia. Como quiera que no hay muchos tubérculos o mastodontes silvestres para el humano promedio, y nuestro apetito por los insectos ha desaparecido, la dieta Paleo requiere compromiso: “La dieta Paleo no es tanto comer lo que nuestros ancestros comían, es más evitar lo que nunca comieron, como harinas, azucares, aceites industriales, soya industrial” dijo Scott. Aunque muchos prueban la dieta Paleo para perder peso, otros lo hacen en busca de un estilo de vida que les haga sentirse mejor y ser mejor. Otros gravitan hacia la intelectualidad de Paleo pues coincide con una mejor visión del mundo, otros en busca de longevidad y curas.

La dieta Paleo no es una prescripción para considerar nuestra relación con los alimentos, pero muchos temas son comunes con el menú Paleo. La aversión al trigo y otras harinas es común, y los carbohidratos procesados y las azúcares son especialmente evitadas. Muchos Paleos sospechan que las frutas modernas hechas por la agricultura son el equivalente a caramelos de los árboles.

Paleos tienen la tendencia a estar interesados en la salud de la flora intestinal. Ellos usarán más las escaleras que el elevador, y lucen formidables, un veredicto hecho por muchos blogueros durante el Primer Simposio de Salud Ancestral realizado en Los Ángeles en Agosto. Allí muchos blogueros Paleos y sus lectores se conocieron “los cuerpos” por primera vez. Los eruditos Tarzanes y Janes en los salones de la Universidad de Los Angeles California se encantaron con lo que vieron.

“Cada persona lucía extremadamente bien. Eso ha sido mencionado en los blogs, y hay una razón para ello” escribió Denise Minger. “Estas personas que asistieron al evento lucían como se supone los humanos deberían lucir: vibrantes, radiantes, alertas después de haber dormido solo cuatro horas, Uf! como Batman!.

Minger describe la atmósfera de la convención como tribal, y no como un culto, las personas están unidas por la misma causa sin un mismo Dios ya sea primitivo o moderno. Hubo bastante debate y hasta un show, bastante civil dentro de los verdaderos estándares paleolíticos. Stephan Guyenet, un joven neurobiólogo, fue retado en una entrevista por el periodista Gary Taubes, un héroe para los conscientes omnívoros por demostrar que la evidencia en contra de la grasa animal es cuestionable. Guyenet presentó su argumento de que los problemas de salud relacionados a los carbohidratos se derivan por el sabor y los efectos que estos tienen en la neurobiología, mientras Taubes argumenta que esto se debe principalmente a al efecto de los carbohidratos en la insulina, por lo que son peligrosos. El evento que se puede ver en el youtube fue inmortalizado en una camiseta de edición limitada. Con suficientes datos y teorías al escoger, y muchos tipos de cuerpos, no sorprende que cada Paleo tenga una distintiva y personal manera de comer. Los Paleos asiáticos intolerantes a la lactosa no se inclinan mucho por la mantequilla como lo hacen los Paleos franceses. Un joven Paleo de Hawaii que come solo alimentos crudos, le sienta mejor una dieta de frutos tropicales que a un esquimo de 42 años parcial a la lengua de un lobo marino.

Mientras que la búsqueda al paradigma de la salud ancestral no ha sido y quizá nunca pueda ser rigurosamente probada, hay muchos puntos que pueden ser explorados. Emily Deans, una psiquiatra y catedrática en la Escuela Médica de Harvard, ha escrito extensivamente acerca de las “enfermedades y la civilización” especialmente acerca de las condiciones mentales. En su presentación que vi en línea, ella explico que la inflamación crónica es la base de la patología de muchas enfermedades, que incluyen la obesidad, la diabetes, las enfermedades del corazón, las alergias, el acné, y las enfermedades mentales. Según como los procesos se van entendiendo, dijo ella, hay evidencia que los alimentos post-paleo como el trigo puede facilitar el autismo, la esquizofrenia, el desorden de déficit de atención, el desorden bipolar, la depresión y la ansiedad.

He sido siempre un poco Paleo, desde antes que supiera de este término. Me encanta cazar, y la única carne que como es silvestre. Tambin busco conchas, y nueces silvestres. Y uso las pieles! Pero mientras que entre con lo simple de comer alimentos primitivos, algunos Paleos me sorprendieron, como aquellos que observan una moratoria a los aceites de nueces. Mucha de la propaganda en contra de estas semillas y sus aceites tiene que ver con el rol negativo que tienen las grasas linoleicas y los Omega 6 en la inflamación y la resistencia de las neuronas y otras células importantes.” Esto no le va gustar escuchar a un fanático del aceite de girasol. Si tuviera que dejar el pan y las pastas por lo Paleo, lo más difícil sería dejar mi aceite de semillas de uva, que hace la mejor mayonesa del planeta.”. Por otro lado, no hay de que quejarse en cuanto a las grasas aprobadas por los paleos que incluyen mantequilla, aceite de coco, aceite de aguacate o palta, la grasa del cerdo y otras grasas deliciosas. Imagino que puedo cambiar mi falsa mayonesa por cualquier emulsión paleolíticamente correcta. Quiero decir que si el salmón silvestre con grasa de puerco me pueden ayudar mejor a adaptarme a estos tiempos modernos y extraños, a la vez que disminuir mi estómago, y a la vez de ayudar a mis células cerebrales recuperarse de tanto pensar en la biología molecular, vale la pena tratar.

Anuncios

3 Comentarios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s